Aceite de Argán 30 ML

35,00  IVA Incluído

ENVÍO GRATUITO A TODA LA PENÍNSULA

 


 

Aceite de Argán virgen BIO 100% puro para el cuidado de cara, cuerpo, cabello y uñas. Muy rico en Vitamina E, actúa contra la oxidación y los radicales libres y junto con su alto contenido en ácidos grasos esenciales hace que presente propiedades extraordinarias de regeneración de tejidos, atenuando cicatrices y arrugas y aportando tersura y suavidad a la pielIndicado para:

  • Pieles muy secas y deshidratadas
  • Cremas faciales y corporales
  • Masajes en sinergia con aceites esenciales
  • Cremas corporales
  • Premascarillas
  • Mascarillas acondicionadoras
  • Fortalecimiento de uñas quebradizas

El aceite de argán contiene importantes vitaminas, minerales, ácidos grasos y antioxidantes que le proporcionan importantes beneficios a la piel como, por ejemplo, la prevención del envejecimiento prematuro, disminución de los signos de la edad o hidratación, entre otros.

Cantidad

Descripción

Aceite de Argán virgen BIO 100% puro para el cuidado de cara, cuerpo, cabello y uñas. Muy rico en Vitamina E, actúa contra la oxidación y los radicales libres y junto con su alto contenido en ácidos grasos esenciales hace que presente propiedades extraordinarias de regeneración de tejidos, atenuando cicatrices y arrugas y aportando tersura y suavidad a la piel. Por otra parte, al no ser comedogénico y oxigenar la piel favorece la restauración de la capa hidrolipídica y de las células cutáneas, aportando hidratación, elasticidad, luminosidad y protección contra la sequedad. En tratamiento capilar aportará brillo y resistencia al cabello seco, apagado y quebradizo y también regenerará uñas abiertas o quebradizas fortaleciéndolas y protegiéndolas de las agresiones externas.

INGREDIENTES (INCI): Argania Spinosa Kernel Oil.

MODO DE EMPLEO

  • Uso facial y corporal. Aplicar en la zona a tratar perfectamente limpia, extendiendo el aceite en dedos y/o manos y masajear suavemente. Se recomienda la utilización previa de un producto limpiador o exfoliante para óptimos resultados.
  • Uso capilar. Antes del lavado del cabello aplicar sobre el cuero cabelludo y masajear suavemente. Usar un cepillo o peine para distribuirlo uniformemente, extendiéndolo desde la raíz hasta las puntas y dejar actuar durante unos minutos. A continuación lave su cabello con un champú adecuado para pelos dañados o frágiles.

Utilizaremos el cuentagotas o el dosificador que viene el envase y depositaremos sobre la yema de los dedos unas gotas. Después, impregnaremos nuestra cara con los aceites realizando suave masajes circulares y evitando la zona del contorno de ojos. Los masajes sobre la cara los debes hacer en forma de círculos pequeños desde la barbilla, y vas subiendo poco a poco hasta los pómulos. Después colocas los dedos sobre el centro de la frente, y realizas los mismos movimientos hacia el exterior. El proceso habrá terminado cuando la cara haya absorbido todo el aceite de argán.

BENEFICIOS COSMÉTICOS

El aceite de argán contiene importantes vitaminas, minerales, ácidos grasos y antioxidantes que le proporcionan importantes beneficios a la piel como, por ejemplo, la prevención del envejecimiento prematuro, disminución de los signos de la edad o hidratación, entre otros. Cabe destacar sus cualidades para conseguir:

  • Rostro joven y radiante. Se puede emplear como aceite puro o formando parte de la composición de productos dermofarmacéuticos. El uso de aceite de argán sobre el rostro es una gran ayuda para prevenir el envejecimiento prematuro, reducir las células muertas y proteger contra los daños causados por el sol. Contiene vitamina E, que es esencial para mantener la elasticidad de la piel y el colágeno. Además, contiene fitoesteroles que ayudan a tratar el acné y reduce las cicatrices.
  • Hidratación corporal. En lugar de utilizar cremas hidratantes con compuestos químicos se puede optar por utilizar aceite de argán, que actúa como un excelente hidratante para la piel de todo el cuerpo manteniendo la humedad. Para obtener buenos resultados se recomienda aplicar después de la ducha. También es recomendable para hidratar el cabello, aportándole brillo y suavidad y para las uñas, gracias al principio activo lupeol presente en su composición.
  • Manos saludables. Si sufres de resequedad en las manos, la piel tiende a agrietarse y las cutículas están deterioradas, el aceite de argán podría ser la mejor solución. Este producto hidrata profundamente, ayuda a mantener la humedad de las manos y ablanda la piel. Es cicatrizante, por lo que es recomendable para ayudar a la cicatrización de quemaduras y heridas, así como para la prevención y disminución de estrías.
  • No genera comedones, eflorescencia primaria del acné, por lo que  es apto para pieles grasas con tendencia acnéica. No engrasa y penetra fácilmente en la piel.
  • El aceite de argán es ideal para eliminar y prevenir los signos del envejecimiento cutáneo. Es decir, actúa como producto antiedad, disminuyendo y previniendo la aparición de arrugas y  aportando luminosidad, flexibilidad y suavidad al rostro
  • Es muy adecuado para calmar eritemas, es decir, irritaciones cutáneas.
  • Es antiséptico y antifúngico.

PRECAUCIONES

En cuanto a su uso cosmético, el aceite de argán puede causar irritación en los ojos o heridas si se hace un mal uso de él. El aceite de argán cien por cien puro no está restringido ni en bebés ni en niños ni en adultos, únicamente en personas alérgicas a algún componente de este producto o con patologías en la piel, por lo que te recomendamos una consulta previa con el experto en cuestión.

CONSERVACIÓN

Guardar en lugar fresco y seco, en envase bien cerrado y al abrigo de la luz.